¿De qué se trata el libro de Éxodo?

Éxodo, palabra que significa «salida», es uno de los primeros cinco libros del Antiguo Testamento, el Pentateuco, y que tradicionalmente son atribuidos a la autoría de Moisés. Tanto Jesús como los apóstoles testifican de la autoría de Moisés (Mr. 7:10; 12:26; Lc. 20:37; Jn. 5:46-47; Jn. 1:46; Rom. 10:5). Probablemente Moisés escribió este libro en algún momento hacia el final de su carrera, alrededor del 1400 a. C.

Claves de Éxodo

La palabra clave al hablar del libro de Éxodo es redención. De hecho, el concepto de redención es fundamental en este libro. Israel fue redimido de la esclavitud en Egipto y entró en una relación con Dios por medio del pacto.

Dos versículos claves de este libro son:

Así que ve y diles a los israelitas: «Yo soy el Señor, y voy a quitarles de encima la opresión de los egipcios. Voy a librarlos de su esclavitud; voy a liberarlos con gran despliegue de poder y con grandes actos de justicia». (Éx. 6:6)

Si ahora ustedes me son del todo obedientes, y cumplen mi pacto, serán mi propiedad exclusiva entre todas las naciones. Aunque toda la tierra me pertenece, ustedes serán para mí un reino de sacerdotes y una nación santa. (Éx. 19:5-6)

En el mismo sentido, los capítulos 12 al 14 son los capítulos claves del libro de Éxodo. En estos capítulos se registra, sin exagerar, el clímax de todo el Antiguo Testamento: la liberación de Israel por medio de la sangre (la Pascua) y el poder de Dios (el cruce del Mar Rojo).

Marco histórico

El libro de Éxodo cubre un período crítico en la historia de Israel como nación. Los eruditos conservadores creen que los hebreos salieron de Egipto hacia el año 1440 a. C., aunque algunos creen que esto ocurrió mucho tiempo después, alrededor del 1280 a. C.

Lo cierto es que unos dos tercios del libro de Éxodo describen las experiencias de Israel durante los siguientes dos años después de su salida de Egipto. Este es el período en el cual el pueblo de Israel viajó por el desierto hacia el Monte Sinaí, donde recibió instrucciones de Dios por medio de Moisés luego de que este se encontrara con Dios en el monte.

Contribución teológica

El libro de Éxodo ha ejercido una gran influencia sobre la fe de Israel y en la teología cristiana. Todo el mensaje de redención en la Biblia se desarrolla a partir de la relación del pacto entre Dios y su pueblo, descrito por primera vez en este libro.

Además, varios temas del libro de Éxodo se ven claramente reflejados en la vida y ministerio del Señor Jesús:

  • Moisés recibió la ley en el Monte Sinaí = Jesús dio el Sermón de Monte.
  • Moisés levantó la serpiente en el desierto para dar vida a su pueblo = Jesús fue levantado en la cruz para dar vida eterna a su pueblo.
  • La Pascua sirvió como base para la última cena de Jesús como ceremonial perpetuo para la iglesia.

Consideración especial

Uno de los acontecimientos más dramáticos en toda la historia bíblica es, sin duda, el cruce del Mar Rojo. Repetidas veces los autores bíblicos se refieren a este evento como la señal más significativa del amor de Dios por Israel. ¡Un pueblo esclavo y desvalido es liberado de sus enemigos por su poderoso Dios redentor!

Síntesis de Éxodo

Una mirada panorámica al libro de Éxodo nos permite apreciar dos grandes temas en su estructura: la redención de Egipto (caps. 1-18) y la revelación de Dios (caps. 19-40).

Redención de Egipto (caps. 1-18)

El libro de Éxodo comienza en el mismo lugar donde el libro de Génesis termina. Durante muchos años los descendientes de Jacob se multiplicaron y prosperaron con la bendición del rey de Egipto. Pero con un nuevo rey en Egipto, los hebreos fueron reducidos al estado de esclavitud y se les puso a trabajar en los proyectos de edificación del faraón. Cuando finalmente los israelitas se vuelven a Dios para que los libre de su esclavitud, Dios responde rápidamente redimiéndolos «con gran despliegue de poder y con grandes actos de justicia» (Éx. 6:6).

Entre algunos de los grandes acontecimientos abarcados por este libro de rápida acción se encuentran:

  • El llamamiento de Moisés por medio de la zarza ardiente para sacar a su pueblo de la esclavitud (Éx. 3:1-4:17).
  • La serie de diez plagas enviadas sobre los egipcios debido a la dureza del faraón (7:1-12:30).
  • La liberación de los cautivos y el cruce milagroso del Mar Rojo, seguida por la destrucción del ejército del faraón (15:1-31).
  • La provisión de Dios para el pueblo en el desierto: pan, agua y codornices (16:1-17:7).

Revelación de Dios (caps. 19-40)

El énfasis del libro se mueve de la narrativa en los capítulos 1-18 a la legislación en los capítulos 19-40. En el Monte Sinaí, Moisés recibe de parte de Dios las leyes morales, civiles y ceremoniales, además del patrón para edificar el tabernáculo en el desierto. Después de que Dios juzgara al pueblo por causa del becerro de oro, se construye y consagra el tabernáculo.

Fredi Sosa

Esposo y papá. Editor, diseñador gráfico y licenciado en teología.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto